Últimos Videos

jueves, 14 de julio de 2011

BIOGRAFIAS (Ricardo Zamora Martínez)

BIOGRAFIA DE RICARDO ZAMORA MARTÍNEZ (1901-1978) 


Ricardo Zamora Martínez (n. Barcelona, 21 de enero de 1901 - † Barcelona, 8 de septiembre de 1978) fue un portero de fútbol español que militó en el IberiaRCD EspañolReal Madrid y Fútbol Club Barcelona entre otros clubes.
Durante la década de los años 20 y 30 fue considerado como uno de los mejores jugadores del mundo, así como uno de los primeros casos de "Jugador Mediático" en la historia del fútbol español. Cuando se retiró, totalmente, del futbol trabajó como empleado del RCD Espanyol hasta, prácticamente, el día de su muerte. Obtuvo a título póstumo la Medalla de Oro al Mérito Deportivo. En una temporada con el Real Madrid solo recibió 5 goles cómo local y gracias a esto hoy en día se le da el trofeo Zamora al portero menos goleado de la liga española de futbol(LFP).
Tiene un plaza con su nombre en la ciudad Condal, en el barrio de Sarrià, cerca del ya desaparecido Estadio de Sarriá.


Como jugador



Ricardo Zamora nació en Barcelona en el año 1901, y comenzó a practicar fútbol cuando este deporte dio sus primeros pasos en España. Su hijo fue el también portero Ricardo Zamora II Su carrera empezó en 1916, cuando con solo 16 años fichó por el RCD Español, club donde se formó como jugador profesional y donde disputó sus primeros partidos. En 1919, tras un enfado con la directiva españolista, fichó por el club rival de la ciudad, el Barcelona. Fue azulgrana durante tres temporadas y con los culés consiguió su primer título, unaCopa del Rey.


En 1920 la selección española de fútbol acudió a los Juegos Olímpicos de Amberes con el objetivo de alcanzar el podio. Ricardo Zamora, que acudió convocado a la cita, se convirtió en la figura del equipo y logró reconocimiento por parte de otros países, consagrándose así en el fútbol español. En la primera actuación de España como selección de fútbol en un torneo oficial, alcanzó la medalla de plata tras ganar cuatro partidos y perder solamente la final, algo que fue considerado un éxito. En el primer encuentro, contra Dinamarca, España se impuso por 1-0 y el guardameta fue sacado a hombros del estadio. Tras este resultado, se acuñó la mítica frase "1-0 y Zamora de portero". Al regreso de tierras belgas, Zamora solicitó al presidente del Barcelona, Hans Gamper, un aumento de su ficha, petición a la que no accedió el dirigente.

Victoriano y Jenaro de la Riva, directivos del RCD Español, aprovecharon la situación para convencer a Zamora de que fichara por la entidad blanquiazul. La tarea no fue difícil, ya que le ofrecieron 20.000 pesetas de ficha y 1.000 de sueldo al mes, una cifra considerable en su época. Sin embargo, este fichaje provocó un parón en la carrera de Zamora, que tuvo que estar un año sin jugar debido a una disposición federativa que impedía a un futbolista cambiar de equipo sin el consentimiento de su club de origen.

En 1930 Ricardo Zamora fichó por el Real Madrid, que pagó por él 100.000 pesetas al club barcelonés en 1930 y le garantizó a Zamora una ficha de 40.000 pesetas al año. El traspaso, gestionado por el secretario técnico del club Pabio Hernández Coronado, estuvo considerado como el fichaje por un futbolista más caro hasta la fecha en España. En el Madrid vivió algunas de las mejores temporadas de su carrera, tanto en títulos como en juego, y se confirmó como el principal portero de su país, siendo indiscutible en las convocatorias de su Selección. El jugador se retiró del fútbol, aunque regresaría posteriormente, el 21 de junio de 1936, tras ganar con el Madrid C.F. la Copa de la República frente al FC Barcelona, venciendo por 2-1 y en una actuación considerada como una de las mejores de su carrera.


Durante la Guerra Civil española Zamora permaneció exiliado. Durante los primeros meses se recluyó en varias casas, debido a que estaba en búsqueda y captura por los milicianos republicanos. Más tarde, Zamora es detenido, siendo recluido en la Cárcel Modelo de la Ciudad Condal. Los motivos de su reclusión fueron desconocidos, debido a que Zamora nunca militó en ningún partido político. Finalmente, la embajada deArgentina en Madrid, tras el apoyo de la ciudadana argentina afincada en la capital, doña Dhely Molinos Abalia, esposa del Notario de Madrid, don Luis Hernández González, intercedió para la liberación del futbolista. Una vez libre, Zamora se exilió primero al país que ayudó a su rescate, y un año después, a la ciudad francesa de Niza, ciudad en cuyo club de fútbol se encontró con su compañero Josep Samitier. Allí permaneció hasta el final del conflicto, y se retiró del fútbol de forma definitiva.


Como entrenador


Después de la Guerra, Zamora fichó por el Atlético Aviación, club con el que ganó dos Ligas en 1939-1940 y 1940-41 y al que entrenó durante seis temporadas. Posteriormente ocupó los banquillos del Celta de VigoCD MálagaRCD Espanyol y, en 1952, de la Selección Española. También fue seleccionador de Venezuela en 1953.



Fue actor de cine, protagonizando en 1942 la película Campeones, junto con Quincoces y Gorostiza, y realizando un cameo en Once pares de botas junto a Samitier.

Ejerció como periodista para el Diario Ya.

FUENTE: Wikipedia.org

0 comentarios:

Publicar un comentario

Favorites